imagen reciclar

10 Falsos mitos acerca del Plástico

Como todos sabemos, los tiempos que corren están para pensarlo 2 veces a la hora de saber lo que consumimos, cómo se fábrica, de qué materiales está compuesto y, por supuesto, comprender qué repercusión negativa tiene el envase contenedor del producto para el medio ambiente. Os vamos a exponer los principales falsos mitos que giran entorno al mundo del plástico

 

 

 

1.- Al ser derivado del petróleo, explotamos más cantidad de petróleo

 

Los plásticos, en la mayor parte de sus aplicaciones, ahorran más petróleo que el que se emplea en su fabricación.

Los plásticos proceden del petróleo en su origen pero, durante su fase de utilización, en forma de pieza de automóvil, envase o elemento para la construcción, ahorran petróleo porque permiten ahorrar combustible y energía, al tiempo que reducen las emisiones de CO2.

En el sector del automóvil y transportes en general como la aviación o el ferrocarril, los plásticos aportan ligereza y propiedades técnicas singulares que permite ahorrar combustible (4 veces más en toneladas equivalentes de petróleo que el empleado para su fabricación) y, además, reducir las emisiones de CO2.

La Asociación alemana de estudios de mercado GVM evaluó las consecuencias de una hipotética eliminación de los plásticos del sector de envases. El resultado fue que el consumo de energía aumentaría en un 50 por ciento y las emisiones de CO2 en un 100 por cien. Los plásticos permiten un ahorro de otros recursos como el agua en grandes conducciones para abastecimiento de población y sistemas de riego por goteo.

Además, gracias al poder calorífico de los plásticos (45MJ/kg), superior al carbón (28MJ/kg) y similar al gas natural (46 MJ/kg), al final de su vida útil, los residuos plásticos se pueden utilizar como combustibles alternativos y complementarios con el consiguiente ahorro de los combustibles tradicionales y reducción de las emisiones derivadas de éstos. Esto resulta particularmente interesante en el panorama energético actual que aconseja la búsqueda de fuentes de energía alternativas como por ejemplo la energía obtenida a partir de residuos.

Por ello, países conocidos por su fuerte compromiso ambiental recuperan energéticamente los residuos plásticos en niveles del 75 por ciento (Suiza), 65 por ciento (Dinamarca), 52 por ciento (Holanda) y 32 por ciento (Francia) mientras que en España apenas alcanza el 12 por ciento.

 

2.- Los utilizamos sólo porque son muy baratos

 

Sí… y no. El precio del plástico puede variar mucho en su coste. Es cierto que, comparado con los materiales que ha ido sustituyendo, es barato, pero lo que de verdad explica su éxito es su versatilidad. Las aplicaciones son ilimitadas (desde un juguete hasta el ala de un avión) pero también cabe destacar su resistencia mecánica y térmica o su durabilidad.

 

Cinta de plasticos

3.- El plástico es malo porque procede del petróleo.

 

Existen plásticos que proceden del petróleo, y otros procedentes de fuentes renovables (patata, maíz, caña de azúcar,etc.), Es cierto que la mayoría de los plásticos proceden del petróleo, pero sólo entre el 4%-6% del consumo total de petróleo se emplea para fabricar plásticos. Además, el petróleo que se emplea en su fabricación es el subproducto residual del proceso de refinado. Además actualmente, se están desarrollando los plásticos renovables de segunda generación, aquellos que se elaboran a partir de residuos animales o vegetales existentes en la cadena de distribución actual.

4.- No son biodegradables y no se eliminan.

 

Los hay biodegradables y no biodegradables. Dependiendo principalmente del uso final y de la posibilidad de gestión final, será más idóneo utilizar plásticos biodegradables o no biodegradables. Que un material sea o no biodegradable, no implica que sea bueno o malo para el medio ambiente. Si un material no biodegradable se gestiona de forma adecuada, por ejemplo mediante reciclado, generará ventajas medioambientales.

5.- Al contenedor amarillo solo van las botellas y envases rígidos de plástico

 

En el amarillo se pueden reciclar tanto los envases rígidos como los filmes y las bolsas de plástico, además de los envases metálicos y briks. En las plantas de selección existen aspiradores que seleccionan el film y las bolsas de plástico.

 

contenedores

 6.- ¿Por qué separar los plásticos si acaban en el mismo camión de la basura?

 

Los residuos de envases plásticos depositados en los contenedores amarillos se recogen de forma separada y se transportan hasta las plantas de selección para su posterior tratamiento.

7.- Las bolsas de tela son más sostenibles que las de plástico.

 

Hay estudios que indican que las bolsas de plástico reutilizables son las de mejor comportamiento ambiental respecto a las distintas opciones: son 100% reciclables, consumen mucha menos energía en su producción que las de papel o algodón y no necesitan de un sistema y condiciones de gestión tan específicos como las biodegradables de un solo uso.

8.- No se pueden meter en el microondas.

 

Existen productos plásticos aptos para microondas. Para que un material plástico pueda introducirse en el microondas debe cumplir dos especificaciones: que pueda resistir las temperaturas que se alcanzan en el microondas y que el envase cumpla con la legislación de plástico en contacto con alimentos. Debe estar especificado.

 

9.- Los plásticos no se pueden reciclarosolo se reciclan las botellas

 

Estos son dos de los falsos mitos más extendidos. La realidad nos dice que los plásticos sí se reciclan. En España, cada vez reciclamos más y mejor: en el último año los españoles hemos reciclado un 9,5% más y se recicla un 27% más que hace cinco años.

 

 

10.- La solución para el beneficio medioambiental es la eliminación del plástico de nuestras vidas

 

Si los plásticos desaparecieran y fueran sustituidos por otros materiales, incluso tradicionales,“se triplicaría la cantidad de material necesario para fabricar el mismo número de unidades” y debido al aumento de peso se consumiría “mucha más energía” en su transporte, además de incrementar las emisiones de gases de efecto invernadero.

mundo reciclaje

* Mito Extra.

El verdadero mito es el que no nos hace responsables a nosotros de los problemas medioambientales que estamos teniendo en las últimas décadas. “Porque la contaminación, convivirá con nosotros por siempre, pero una correcta educación y cultura medioambiental es lo único que puede salvar nuestro planeta”

 

 

Que tengas un buen día.

 

Soluciones de Embalaje

No Comments

Post A Comment

Share This